aquí y ahora

.

Amor
desde la sombra
desde el dolor
amor
te estoy llamando
desde el pozo asfixiante del recuerdo
sin nada que me sirva
ni te espere.
Te estoy llamando
amor
como al destino
como al sueño
a la paz
te estoy llamando
con la voz
con el cuerpo
con la vida
con todo lo que tengo
y que no tengo
con desesperación
con sed
con llanto
como si fueras aire
y yo me ahogara
como si fueras luz
y me muriera.
Desde una noche ciega
desde olvido
desde horas cerradas
a la paz
en lo solo
sin lágrimas ni amor
te estoy llamando
como a la muerte
amor
como a la muerte.


Idea Vilariño



. Idea Vilariño . Montevideo . 1920 - 2009
... Imagen .  Rimel  Neffati





.

vida mía

.

Somos dos extranjeros
mi nombre-como el tuyo- es una travesía
un deambular por puertas cerradas para siempre
la gente entra en mi sueño como por otra casa
y tus breves colores se deshacen contra el olvido
pero ya lo sabemos :
no hay nada que tratar con su navaja
nada que preguntar en sus regiones

lluvia
somos dos extranjeros
nos separa una herida.



Jorge Boccanera



. Jorge Boccanera . Poeta
..Imagen . Antoni Arissa




.

otra mirada CCCXXV (serge marshennikov)




.

golondrina

.
Cada verano habrá entonces para mí
Una nueva melancolía
Y la amo como se lo digo
Para un caballo blanco como el invierno
Las brisas se despojan del rocío
Y los pájaros mueren por heridas del mar
Coronen al amor que tiene un arco
Una golondrina ha bordeado la tarde
Está sin color sin fuerzas
Esta estación no pasará sin un nuevo astro
Su cielo arde de todas las noches.


Georges Schehadé


.Georges Schehadé . Egipto . 1905-París.1989
... Imagen . Mirjan Rooze






.

bolero

.

La palabra,
-esa hechicera-
me devuelve la forma de tu pecho,
la humedad de tu axila, la sedosa
caricia de tu vello.
La palabra se hace agua, se hace lágrima,
se hace calor, saliva, piel y beso.
La palabra,
loca fabuladora del deseo.
Te exorciza y a mí vienes volando
con las manos vacías.
Con tu apenas sonrisa
galopas sobre el tiempo.
La palabra,
la dulce mentirosa,
tiende su trampa y yo te recupero.
Tinta.
Letras de tinta.
De tinta la mentira.
Palabras, letras, tinta.
Y tú tan lejos.


Piedad Bonnett


. Piedad Bonnett . Colombia . 1951
... Imagen   . Rimel Neffati





.

crepitar

.

Ningún cuerpo tendrá como el tuyo
esa humedad lunar, ese vértigo oculto,
esa llama blanca enredándose en madejas y nudos volcánicos,
desesperando y desesperándose,
como un río de bálsamos hirvientes
demasiado ancho y caudaloso
para un cauce tan estrecho y lineal.
Ninguna mujer tendrá tus horas magnéticas,
y tus labios siempre sedientos,
y tus ojos, llenos de extrañas temperaturas,
y tus senos, irguiéndose con altivez,
como dos flores de mármol, únicas y sensitivas,
bajo una música digital, y a veces, loca.

Miro el atardecer sobre los campos;
esas ondulaciones de púrpura y oro,
esa palidez prematura de las cortezas,
y simbolizo todo lo que se perdió contigo;
todo aquello que pasó en ráfaga, azotando a veces,
otras, languideciendo,
pero siempre permanente y lejano,
como una cópula de sentidos en ausencia,
gravitando y manifestándose en las cosas más sencillas!

Veo tu rostro en las vigilias,
y una invasión de días ya doblados
me golpea las venas y los ojos;
y mis pies, caminan incansables
mordiendo caminos, rompiendo espigas,
tropezando siempre con el mismo horizonte,
y los mismos árboles y los mismos valles vacíos,
donde algún vagabundo impasible,
dividió su calendario con la muerte.

Sigo y seguiré lo poco tuyo que me queda;
ese vapor con formas y fechas;
ese dolor tan mío, que no tiene participación;
esa pequeña llama que se enciende
en la cumbre más alta y solitaria:
allí donde ladran todos los vientos del sueño,
allí, donde se congelan los astros,
y el ciervo de la noche sostiene a la luna,
en su testuz arbolada y negra.


Roberto Themis Speroni



. Roberto Themis Speroni . La Plata . 1933-1967
... Imagen . Sarah Gallaun





.




arena en los ojos

.


Quien ama tiene los ojos heridos.
La flecha le ha desgarrado las pupilas.
Y olvidó, al comienzo del viaje,
almacenar en sus alforjas las hojas de sándalo que los
restañarían. El desierto no tiene fin, le parece.
La noche la mañana serán piedras y arena, y arena y piedras.
No habrá piedad para estos ojos.
Arrancados de cuajo, y como dos gotas de agua,
haberse ofrecido como espejo para las piedras.


Ana Becciu


. Ana Becciu . Buenos Aires . Argentina . 1948
... Imagen . Leila Forés





.

octubre

.

No tengo más que un fósforo para toda la noche y es octubre
un caballo cansado que me pasa la lengua por el pelo
un harapo de miedo
la edad que se articula en su tamaño
y se inserta otra vez por el aro del mundo
siempre en octubre vuelve y no trae palabras para mí
trae un silencio impuro sobre la boca cruda
y el beso que deseo
es apenas cadáver del consuelo
vuelco en octubre
soy tiza en la pizarra de sus ojos
y enhebro en la plegaria dijes de fantasía
muñequitas desnudas cuando llueve en octubre
cuando salgo a golpear por mi ración
y regreso a la cama con un vaso de leche
donde su gota de mercurio
brilla.

Laura Yasan

. Laura Yasan . Buenos Aires . 1960
..Imagen .  Malgorzata 





.

un amor así tan necesario

.


Abundantes ropas envuelven a los amantes,
sólo un hombro o un muslo están desnudos como pulpas
de luz
y los sexos en su quieta fiereza.

Si el acoplamiento es inmóvil, las sedas de las ropas
no dejan de ondular. Las telas,
delicadamente estampadas
con menudas flores de una primavera geométrica,
se deslizan por toda la esterilla, avanzando
y acumulándose en pliegues breves y rápidos.

Si la luz de la carne es blanca,
las sedas fluyen como un río de varia coloración, un río
que se desprende del cuerpo de los amantes
que, cerrados al mundo, ignoran
cómo se agitan esas pequeñas flores rojas.


José Watanabe


. José Watanabe . Perú . 1945 . 2007
..  Imagen . Michael Ackerman





.

credencial del latido


.

Boca de pájaro
en tus ojos de hierro hoy se oxida el dolor.
En la mañana que tiembla
y en el sol que la entibia
en el final de la noche con garras de muerto
en todos los lugares comunes a saber:
luna
lluvia
estrellas
está tu origen y el origen de tu nombre.
Eres el cuchillo que corta el pan de los pobres
y la mano que enciende el cigarro del triste.
Bienvenida gritan mis cosas mi pasado
juguetes lápices caricias bienvenida
mis años verdes y mis años grises
la alegría de los hombres que ahora puedo ver.
Mi amada con boca de diosa pagana
borracha en su manto que sonríe
mi amada con promesas de espanto
mi amada una y mil veces viva y definitiva.


Luis Benitez


.  Luis Benítez . Buenos Aires. 1956
... Imagen . Katia Chausheva





.

almendro en flor

.

Como el helecho florezco una vez,
como el fuego de la noche primaveral y embriagadora.
Ven por mí a la magia del bosque,
al círculo encantado, ven, arráncame.

Ámame. Todo lo mío es tuyo.
Cede ante mi nulidad amorosa.
Soy mortal y amarga como el almendro,
más tierna que la muerte, aún más ilusoria y amarga.


 Cherubina de Gabriak


.  Cherubina de Gabriak .  Rusia . 1887-1928
..Imagen . David Vinso




.

otra mirada CCCXXIV (george hendrik breitner)

.
Sleeping girl
Reclining nude
 Girl in a White Kimono and Girl in Red Kimono



.

a veces no basta


.

Tensa el aire
su cordón de fuego
hay sangre en los trigales
en la boca de las flores
en los pájaros que dudan
si morir les basta.


Silvia Rodríguez Ares


. Silvia Rodríguez Ares . Mar del Plata . Argentina
... Imagen  . Antonio Merini





.

toujours

.


Nunca terminaré de amarte.
Y de lo que me alegro,
es de que esta labor tan empezada,
este trajín humano de quererte
no lo voy a acabar en esta vida;
nunca terminaré de amarte.
Guardo para el final las dos puntadas,
te-quiero, he de coser cuando me muera,
e iré donde me lleven tan tranquila,
me sentaré a la sombra con tus manos,
y seguiré bordándote lo mismo.
El asombro de Dios seré, su orgullo,
de verme tan constante en mi trabajo.


Gloria Fuertes



. Gloria Fuertes . Madrid . 1917-1998
.. Imagen . Laura Makabresku





.

a pesar de todo ella cuelga una flor verde en su escote

.

Elegía M


La sal también recuerda. No lo olvides.
Tiene memoria como los zafiros,
como el invierno y las constelaciones
que dejé en tu cintura, cuando el tiempo
brotaba de las hojas, y no hablaban
los pulgones que asedian a la rosa,
ni habia reuniones de saliva
en torno a las estatuas. No lo olvides.
Ya nada puedo hacer para llevarte
donde la voz apenas es un gesto,
una suprema forma de la vida,
del amor y los pájaros. El aire,
los poros comerciales, las cortinas,
están contaminados. Los mancharon
las mismas filoxeras que hacen negra
la torre de las uvas. Fueron lejos,
si es que ir lejos significa acaso
caminar más aprisa. No te olvides,
silenciosa de amor. Ya nada puedo.
Para viajar conmigo se precisa
conocer a la muerte y al abismo.
Quiero que tu recuerdes; que recuerdes.
Con un día de amor en la memoria,
la eternidad se ajusta a lo que fuimos.


Roberto Themis Speroni



. Roberto Themis Speroni . La Plata . 1933-1967







.

una niña y un columpio

.

Llévenme en una carabela,
En una suave y vieja carabela,
En el estrave, o si quieren, en la espuma,
Y piérdanme a lo lejos, a lo lejos.

En el atelaje de otra edad.
En el engañoso terciopelo de la nieve.
En el aliento de una jauría de perros.
En la tropa exhausta de las hojas secas.

Llévenme sin quebrarme, en los besos,
En los pechos que se levantan y respiran,
Sobre los tapices de las palmas,
En los corredores de los huesos largos y las articulaciones.

Llévenme o, mejor dicho, entiérrenme.


Henri Michaux



. Henri Michaux . Bélgica . 1899 - Francia . 1984
... Imagen . Adriana Zehbrauskas






.

mousike LXVI (divididos)

.



.

el color de las garzas

.

El mundo fatigado suspira por confusión,
la tarde rosada vierte olvidos.
No nos separaron las personas sino las sombras,
¡mi niño, mi corazón!

Las paredes se levantan vestidas de niebla,
el sol sin fuerzas dejó caer una lanza.
En el mundo de la noche tengo frío.
¿Dónde estás, mi niño, mi corazón?

No oyes. Se aproximan las paredes,
todo se apaga, todo se une.
No hubo, no habrá reemplazo,
¡mi niño, mi corazón!


Marina Tsvetáieva



. Marina Tsvatáieva. Rusia. 1892-1941
...Imagen . Chrisfriel



.

mousike LXV (caetano)

.


Fuente de miel
en los ojos de geisha
Kubuki máscara.
Choque entre azul y el ramo de acacias.


.

breve espacio

.

Tu cueva hace zanja en mi descanso
siembra tierra en los párpados.
Desvelada
lamo tus cabras
disuelvo el metal de tu voz
o me afilio a tu pez de barrotes.
Traspaso cal, acomodo
tu nuca sudorosa y soy clara
en tu piel de noche
pastora invertida que suelta
pájaros y come pan de tu pecho.


Ana Lafferranderie


. Ana Lafferranderie . Montevideo . 1969
...  Imagen . Luci d'inverno





.

canciones de amor

.

Veintiuno. Noche. Lunes.
El contorno de la capital en la bruma.
Un vago inventó
que el amor existe sobre la tierra.
Por aburrimiento o por cansancio
todos le creyeron y así viven:
aguardan los encuentros, temen las despedidas
y cantan canciones de amor.
Para otros se revela el misterio
y los invade el silencio.
Yo di con esto por casualidad
y desde entonces ando como enferma.


Anna Ajmátova




. Anna Ajmátova . Bolshoj . 1889 - Komarovo . 1966
.. Imagen . Francesca Woodman




.

pájaros en la boca


.

Hundir las manos en la caja,
acariciar los muslos de un recuerdo.
El bandonión, sus lenguas sueltas,
sacuden el follaje del misterio.

El manosear, el rebuscar,
los teclados amasan ronroneos.
Pica la piedra del cayado
el que se prueba los anillos nuevos.

Qué diapasón podrá afinar
aquella carta que no llegó a tiempo.
Una mujer respira cerca
y es espiral de niebla y de secretos.

Tantear del colibrí su fuga,
poner los ojos en algún “te quiero”.
Pulir la lágrima, sangrar,
después arrodillarse ante el silencio.

Meter la sombra en otra sombra
como quien monta un animal en celo.
Joyas perdidas en el fueye.
Dicen que hay oro al fondo del deseo.


Jorge Boccanera



. Jorge Boccanera . poeta





.

a pesar de todo


.

Tú llegarás oliendo a madrugada
A musgo y a camino.
Traerás aún hojas desconocidas
Enredadas al pelo
Y no estarás cansado.
Pero yo besaré
Tus ojos de cóndor
Hasta secar la última lágrima,
La última gota de sangre,
Y con ramos de veranera y de bellísima
Limpiaré la pólvora
Que aún quede entre tus manos.


Virginia Grütter Jiménez



Virginia Grütter Jiménez . Costa Rica .1929. 2000
.... Imagen . Nishe



ella sin

.

A raíz de sus ojos
es que las cosas
En realidad
ella sólo se ausenta de sus

Cuando llega atiborrada
de vacilantes
Cuando anda por el día
como por una
Cuando atraviesa la noche
con sus enormes
no hay silencio
que no la
No hay olvido
que no se

Y sin embargo
nada hay más cercano
que su
nada es más resplandeciente
que su

Hasta su nombre está hecho
para la

Aunque a veces
no sé si todo esto
no es más que una
que el viento puede

Y yo que tanto
y yo que tanto.


Gianni Siccardi



. Gianni Succardi . Buenos Aires . 1933
.... Imagen  . 美撒郭





.